Impuesto a los robots

Bill Gates quiere que se pague impuesto sobre la renta en robots, ya que se tiene esa ventaja cuando se sustituye a un humano... se pagan menos impuestos, además que se deduce la compra, su objetivo es que ese dinero sirva para ayudar a los empleados que no serán requeridos por la automatización.

Las empresas como tal ya pagan impuestos, esto solo aumentaría su carga fiscal, lo importante es como se utilizarán los recursos, Bill Gates sugiere que se utilicen los recursos para capacitar a la gente, pero poco a poco esto se hará insostenible, todos los humanos tenderán a desaparecer de las empresas, la automatización bien utilizada puede hacer que se prescinda de los humanos desde este momento, no hace falta esperar tanto, de hecho en China, la Changying Precision Technology Company, paso de 650 empleados a solo 60, su producción creció 250% y sus defectos bajaron 80%, es un hecho que el humano se esta volviendo innecesario, el punto es hacer estrategias efectivas para la alimentación de todas esas personas que ya no se necesitarán.

La gente tiene pánico a la innovación

No se debe frenar el progreso, mas bien se debe humanizar la visión, para que los beneficios se distribuyan, no necesariamente de forma equitativa, por lo menos de forma suficiente para que no se genere un entorno apocalíptico, haciendo énfasis importante en la alimentación.